Decisiones, decisiones

1-indecision

Discernimiento:

Es una palabra usada frecuentemente en lugar de “tomar una decisión” o “escoger”, aunque en realidad significa mucho más que eso. Discernir algo significa tomarse el tiempo de rezar y preguntarle a Dios a donde te esta llevando. El tomarse el tiempo para orar acerca de una decisión, en lugar de tomarla impulsivamente, es vital para decisiones grandes e importantes, como que trabajo escoger, con quien casarse o si deberías irte de misionero. Es estas situaciones queremos preguntarle a Dios que quiere Él que hagamos nosotros, y para eso, he aquí una pequeña guía.

Decisiones

Paso 1: Reza para ser guiado

El proceso de discernimiento consiste en poner atención a la guía y dirección que Dios nos da para nuestras vidas. Para lograr escucharlo, debemos estar en sintonía con su voz a través de la oración, Escritura y los sacramentos. Ayuda mucho tener una vida activa de oración, sacramentos y lectura diaria de la Biblia, porque eso te ayuda a estar en sintonía con la suave voz de Dios. Procura tener una vida espiritual activa.

También necesitamos pedirle a Dios su ayuda. Él está listo y dispuesto, y solo espera que le mencionemos la situación y le digamos “por favor”.

Un ejemplo de oración de San Charles de Foucauldt:

Padre mío,  me abandono a Ti.
Haz de mí lo que quieras.
Lo que hagas de mí te lo agradezco,
estoy dispuesto a todo,
lo acepto todo.
Con tal que Tu voluntad se haga en mí
y en todas tus criaturas,
no deseo nada más, Dios mío.
Pongo mi vida en Tus manos.
Te la doy, Dios mío,
con todo el amor de mi corazón,
porque te amo,
y porque para mí amarte es darme,
entregarme en Tus manos sin medida,
con infinita confianza,
porque Tu eres mi Padre.

Recuerda que es importante la perseverancia en la oración, y no dejar de orar y pedir la guía de Dios cada paso del camino.

La vida

Paso 2: Haz una lista de tus opciones

Una lista de opciones te permite explorar tus posibles elecciones. Esta será la lista de la que trabajarás durante tu proceso de discernimiento. Se sugiere una lista física, que puedas tocar. Toma una hoja de papel, abre un cuaderno o lo que mejor te resulte y escribe todas tus posibles opciones. En este momento tómala como una sesión de tormenta de ideas, no elimines ninguna en este momento. Después lo harás. Deja un poco de espacio entre las opciones, te servirá después.

Gato ninja

Paso 3: Haz preguntas

Empieza a examinar las opciones. Las respuestas a estas preguntas empezarán a apuntar a alguna dirección. Estamos discerniendo estas preguntas junto a Dios, así que no respondas apresuradamente y sin Él estas preguntas. Llévalas a oración, y pregúntale a Dios que piensa. Pídele su ayuda para contestar estas preguntas. Quédate en silencio con Él, lee la Biblia y dale la oportunidad de hablarte. Puedes empezar con las preguntas que ponemos abajo, y hacer otras a medida que se vayan presentando. Si las respuestas te huyen, ten paciencia y sigue orando. También considera pedirle a un sacerdote, director espiritual o amigo de confianza que te ayuden con aquellas que sean difíciles o ambiguas. Al final de este paso, algunas opciones parecerán débiles, o incluso estarán descartadas, y otras se verán más fuertes.

decisión equivocada

¿Que podría salir mal?

 

Algunas preguntas para empezar:

  • ¿Es __________________ moralmente bueno? ¿Viola los mandamientos o bienaventuranzas?
  • ¿Hacer ______________ me ayudará en mi conversión de corazón? ¿Me acercará a Dios?
  • ¿Cómo puedo usar los talentos que Dios me dio para ________________ ?
  • ¿De que manera ______________ responde al llamado de Jesús a evangelizar todos los pueblos?
  • ¿Me siento más atraído a alguna de estas opciones que a las demás?

Y cualquier otra pregunta que te surja.

¿Y si simplemente sigo a mi corazón?

 

1-026

 

Ese es un consejo que escuchamos frecuentemente. En el artículo sobre el deseo, hablamos acerca de lo importante que es a los deseos de tu corazón. Pero una cosa es escuchar a tu corazón, otra muy diferente es seguir (sin discernir) lo que el corazón te diga. Como por ejemplo meterse con alguien casado…simplemente no son decisiones que Dios quiere para nosotros.

malas decisiones

Aunque Disney lo recomiende…

Paso 4: Siguientes pasos

Para las opciones que quedan (o las más fuertes, en caso de que tengas una lista larga), ¿cuales son los siguientes pasos que debes tomar para explorar esas opciones? ¿Que acciones puedes tomar para verificarlas? Escribe esos pasos debajo de cada opción en tu lista. Estas pequeñas acciones te ayudaran a verificar tus opciones y mantener las puertas abiertas hasta que Dios decida cerrarlas o te pida escoger una.

Ejemplos de los siguiente pasos:

  • Llenar una solicitud
  • Ir a una entrevista
  • Hablar con alguien que ya lo haya hecho antes.

Paso 5: Procede (a Dios rogando, y con el mazo dando)

1-016

Ahora que identificaste los siguientes pasos a seguir, empieza a caminar. Llena las solicitudes, ve a las entrevistas y recuerda orar más. Esto es un discernimiento, después de todo, y no puedes dejar la oración. Debes rezar, sin duda, por lo que viene en el camino, pero no pienses demasiado en eso. Dios quiere pasar tiempo contigo, también fuera del discernimiento.

Tomar estos pasos puede darte una probadita de cada opción. Es importante que no solo pruebes, sino que también examines las opciones durante el camino. Lleva tus experiencias a la oración, y sigue preguntándole cosas a Dios.

Algunas preguntas que te pueden ayudar:

¿Se ha cerrado alguna puerta? ¿Cuales permanecen abiertas? ¿Hay alguna confirmación exterior? (ser aceptado o rechazado, oferta de trabajo, solicitud de entrevista, etc).

Los fieles cristianos que conozco, ¿me apoyan o no en una opción particular? ¿He visto algún signo extraordinario? (puede ser de gran ayuda, pero no es necesario ni sucede típicamente).

¿Me siento especialmente atraído a una opción en particular? ¿Tengo un sentimiento de paz acerca de alguna opción en particular? ¿Acaso siento que alguno de estas opciones es la correcta, aunque sea muy difícil?

¿Me siento totalmente confundido y necesito hablar de esto con alguien? ¿Con quién podría hablar para que me de un buen consejo?

Paso 6: Escoge y confía

errare humanum est

Con suerte, a estas alturas una opción ha tomado el primer lugar. Si bien ciertamente ayuda si todas las puertas excepto una se han cerrado, eso no es necesario. Ni siquiera necesitas estar 100% convencido de que esta es exactamente la Voluntad de Dios, y absolutamente la mejor decisión de tu vida. Mientras estés pasando tiempo en oración, cerca de los sacramentos y buscando la paz de Dios, no vas a destruir su plan para tu vida. Toma la decisión ahora, y confía en Dios. Él te ama y quiere lo mejor para ti. Si has sido fiel para discernir junto a Dios, seguramente no escogiste algo que arruinará tu vida. De hecho, tus opciones finales son probablemente todas buenas y ayudan a tu salvación y la de aquellos que están a tu alrededor. Confía que Dios te guiará a través de los próximos pasos de tu vida. Y recuerda, si te sales del camino, la gracia de Dios siempre te ayudará a volver a tu camino.

Anuncios

Acerca de catolicochapin

Soy un hombre, católico, casado y chapín. Una de mis pasiones es la fotografía, y me gusta escribir, leer y hacer chistes. He tratado de ser de esos admirables católicos llenos de caridad en sus debates. Es inútil...soy demasiado sarcástico.
Esta entrada fue publicada en Catolicismo, Santos y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s